¿Estás preparado para viajar por Europa este verano?

Si ya has elegido ya uno de los 28 países europeos como destino para pasar tus vacaciones este verano, bien sea por su manto de paisajes o por su herencia histórica europea, deberás tener en cuenta las siguientes consideraciones para que tu viaje salga según lo previsto:

¿Pertenece a un país del acuerdo Schengen?

Los países que forma parte de este acuerdo son todos los europeos excepto Bulgaria, Chipre, Croacia, Irlanda junto con otros que no pertenecen a la Unión Europea (Islandia, Liechtenstein, Noruega y Suiza). Ten en cuenta lo que necesitarás dependiendo de qué país se trate:

Si no pertenece al acuerdo Schengen ni a la Unión Europea, necesitarás un visado

Si  pertenece a la UE pero no al acuerdo Schengen, necesitarás un pasaporte o tu DNI.

No olvides acercarte al consulado o la embajada para pedir más información sobre tu destino.

¿En qué países es el euro la moneda oficial?

En Alemania, Austria, Bélgica, Chipre, Eslovaquia, Eslovenia, España, Estonia, Finlandia, Francia, Grecia, Irlanda, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos y Portugal. Además podrás utilizar el euro en Andorra, Ciudad del Vaticano, Mónaco, San Marino, Kosovo y Montengro.

No temas a sacar dinero en otros cajeros en la Unión Europea, ¡no se te cargarán tasas adicionales!

¿Qué derechos tengo como pasajero?

  • Derecho a una información exacta, oportuna y accesible
  • Derecho a recibir asistencia
  • Derecho a ser compensado por anulaciones o retrasos
  • Si eres un viajero con “vacaciones combinadas´´ también te corresponden derechos en relación con las mismas

¿Y si me pasa algo?

Afortunadamente, si eres ciudadano de la Unión Europea, tienes derecho a recibir la misma asistencia sanitaria pública que las personas aseguradas en ese país, así que no olvides guardar las facturas, recetas y recibos para solicitar el reembolso en el país que visita, o en su defecto, en el país de origen.

No dejes de lado “la Economía Circular´´ cuando viajes

La economía circular es la alternativa más viable para la reutilización de los residuos y un mejor aprovechamiento de los recursos disponibles, por ello, pon la misma atención en reciclar mientras visites otros países europeos, que la que dedicas en tu hogar, pues la economía circular afecta y preocupa a toda Europa, que combate por frenar el vertido de residuos y apoya el reciclaje.